domingo, 18 de noviembre de 2007

Enredada en la red

Esta mañana me encontré con este artículo en la prensa. Quizás alguien más lo hay leído también hoy o alguno de estos días atrás. No es el primer caso, pero no ponemos nuestra atención sobre el tema hasta que lamentablemente ocurren estas desgracias. El caso es que aún no siendo el primer caso que ocurre, no existen métodos para evitar estos casos.

Pero, realmente ¿quién tiene la culpa?

El artículo, dice así:


Megan Meier, una niña de 13 años con problemas de depresión y déficit de atención, intercambió mensajes por internet con un adolescente llamado Josh durante más de un mes antes de que él pusiera fin a su amistad, tras lo cual Meier se suicidó, sin saber que Josh no existía. Josh se puso en contacto con ella por medio de su página en la comunidad MySpace y ambos empezaron a intercambiar mensajes, hasta que decidió terminar su relación, diciéndole que se enteró de que ella era cruel. Al siguiente día Megan se suicidó. Su familia se enteró después de que Josh nunca existió, sino que fue creado por los miembros de una familia del vecindario que incluía a un ex amigo de Megan.


Ahora los padres de Megan esperan que quienes crearon la personalidad falsa en MySpace se enfrenten las consecuencias legales de sus actos. Además, la familia exige mecanismos para proteger a menores de edad en internet.


La persona que creó la personalidad falsa, una mujer, no ha sido acusada aún de crimen alguno. Supuestamente dijo a las autoridades que lo hizo a fin de obtener la confianza de Megan y saber lo qué decía acerca de su hijo en internet.


MySpace, al igual que otros sitios de relaciones sociales como FaceBook, es uno de los ejemplos más destacados de la llamada web 2.0. En ese nuevo modelo de internet suceden dos cosas: por una parte el consumidor se convierte en generador de contenidos. Por otra, y éste es el caso, se potencia el contacto con personas de gustos, amistades y perfiles similares.


Desde mi punto de vista creo que una niña de 13 años y, además en este caso, con problemas médicos, NO debería navegar a sus anchas por interner sin que sus padres sepan exactamente qué hace durante ese tiempo. No porque ella quiera entrar en lugares que no debería visitar sino que muchas veces clicamos sin querer en ventanas de publicidad de todo tipo incluso sin querer.

Sabemos que a través de internet se miente mucho, eso es un hecho. Algunas de estas
mentiras, como decir que eres más alto o más delgada, en el fondo no tienen demasiada importancia, pero otras si. Los niños e incluso mucho adultos no se dan cuenta de estas mentiras, e incluso se puede llegar a finales como el de Megan.

Pienso que es un tema que siempre estará ahí ya que la solución a este tipo de problema será difícil de encontrar.

De momento, la solución para esta niña, ya llegará demasiado tarde.

9 comentarios:

turnpike dijo...

No lo había leido, pero no es la primera vez que pasa esto.

Creo que me pusieron internet en casa cuando tenia 12 años o asi, y recuerdo como mi madre me controlaba, vamos, estaban muy pendientes de lo que hacia.

Es que debería estar prohibido para menores.. esto acabo mal, pero hay que tener dos dedos de cabeza por Dios.

Manderly recuerda que soy un producto de tu imaginacion jaijaijai... Ay ¿quien decia esto? Siii! Anthony Blake! Es broma, es broma!

Todo el mundo "critica" estos sitios pero si sabes como utilizarlos es un gran medio para conocer grandes personas!!

Feliz domingo! Besinos.

lola dijo...

Hola, no sabía de esta noticia, pero estoy contigo en que los adolescentes y niños deben de tener algún tipo de supervisión cuando están metidos en internet. A veces los padres, se descuidan en estas cosas, ya se que es difícil controlar pero hay que hacer un esfuerzo y poner unas normas que se deben procurar cumplir. Cuando mi hija era pequeña, me preocupaba de saber que tipo de programación veía, y si había algo que consideraba que no era para su edad, no se lo permitía ver además nunca tuvo tele en su cuarto lo que me permitía controlar mejor el asunto.
No me arrepiento de haberlo hecho, y no creo que mi hija haya sufrido ningún trauma por eso. Saludos!!

luna llena dijo...

Uffff a mi estas cosas me ponen la carne de gallina..¿¿cuantas niñas habrá en la misma situación?? sabemos lo que hay en internet, sabemos que abundan los desaprensivos...no nos engañemos, si están sueltos por el mundo tb lo están por la red..entonces, me pregunto..si no dejamos a nuestros hijos campar a sus anchas por el mundo, si nos preocupamos de donde van cuando salen y con quien ¿¿en que demonios pensamos para dejarles navegar solos por internet?? ¿¿que nos hace pensar que ahi van a estar mas seguros?? el mundo se está volviendo loco...
besos de luna

Manderly dijo...

Turnpike, yo pienso ¿para qué necesita internet un niño/a?? Pero bueno, porque esté un rato bajo supervisión, eso si, tampoco será nada malo. Es un medio rápido en la búsqueda de información.

Cuando yo tenía esa edad me lo pasaba pipa sin falta de tantas tecnologías!!

¿Eres producto de mi imaginación?? Ay, ay, ay... pues debo de estar muy mal, porque hace tiempo creí cruzarme contigo a plena luz del día en la calle!!! :-S Y además ahora estoy hablándote!!! Ay, ay, ay...

Lola, si, quizás algunos padres lo hagan con la mejor intención pero con esto del Internet hay que tener mucho cuidado. No vale eso de 'hala, vete un rato al ordenador o a ver la tele'.

Estoy segura de que tu hija no tiene ningún trauma por eso. Yo no tengo ninguno.

Luna llena, pues lamentablemente seguro que habrá mucho/as niño/as en esta situación y algún que otro adulto ingenuo también. Parece que Internet era más seguro que el salir de noche o a qué horas o con quién... pues estamos comprobando que no, que puede ser tan peligroso como el resto. Ya no se está seguro que en casa propia.

Saludos!

Tawaki dijo...

Internet no es un juguete. Coincido completamente contigo cuando dices que los padres deberían vigilar lo que hacen los hijos. ¿No lo hacen cuando salen a jugar a la calle? Pues igual.

Un beso,

PULGACROFT dijo...

La verdad es que Internet es el mundo mismo: hay bueno y hay malo, y éste último lo puedes ir a buscar o te puede encontrar él sólo, es igual que lo que dice Tawaki, es como ir a la calle, así que los padres no debería de dejar sólos a sus hijos en este mundo...me parece bien un cierto control por parte de los padres.
Vaya casos más dramáticos que hay por ahí....ay madre!!

Manderly dijo...

Tawaki, si, pero ya sabes, estando en casa siempre se piensan que los niños estarán más seguros que en la calle.

Es que hay muchos tipos de peligros.

Pulgacroft, es que en todo tiene que haber lo bueno y lo malo. Y a este paso habrás más dramas...

Vanadis dijo...

Qué palo por el amor de Dios! No tenía ni idea, la verdad.

Internet tiene un lado maravilloso y otro terriblemente inseguro, sobre todo para la gente joven y no tan joven que ignora las posibilidades (y maldades) que se pueden obtener usando la red.

Manderly dijo...

Vanadis, la maldad de la gente está en todas partes y por cualquier medio.