viernes, 1 de abril de 2011

« En un mundo mejor »

Hævnen (Civilization) (In a Better World)
2010 Dinamarca
Directora Susanne Bier
Reparto Mikael Persbrandt, Trine Dyrholm, Ulrich Thomsen, William Jøhnk Nielsen, Markus Rygaard, Bodil Jørgensen
Duración 110 minutos
Anton es un idealista médico danés que trabaja en un campo de refugiados de un país africano que está en guerra. Su mujer y su hijo Elia viven solos en Dinamarca. El niño es maltratado en la escuela por sus compañeros y se siente aislado. Pero cuando llega al colegio Christian, un niño huérfano de madre que expresa su dolor por medio de la violencia, él y Elia simpatizan y se hacen amigos. El problema es que esa amistad se convierte en un peligroso juego de venganza y rabia que, además de perturbar la vida de sus familias, lleva a Anton a cuestionarse sus ideales.


Oscar 2010 a la mejor película de habla no inglesa.
Globo de Oro 2010 a la mejor película de habla no inglesa.

Logra que te hagas algunas preguntas sobre cómo es posible que el mundo de los niños sea de una manera y el de los adultos de otra completamente diferente y todo aquello que hace que esto sea así.

La directora Susanne Bier, cuya anterior película Cosas que perdimos en el fuego (2007) también es muy dura, nos muestra el mundo cruel en el que nos toca vivir, sí o sí, y las consecuencias que esto provoca en dos niños que provienen de familias muy diferentes entre sí.

Los niños pueden sacar sus propias conclusiones, muchas veces erróneas, por falta de información y entendimiento en las relaciones con sus padres. Padres que tienen que ser eso: padres y no amigos o colegas. Deben estar y hablar con sus hijos para que estos logren entender aquello que les rodea, aún cuando a ellos les cueste asumirlo.

No quiero desvelar más del argumento porque creo que es importante desconocerlo para disfrutar de la película. A mi me emocionó mucho aunque después de verla te das cuenta de que el mundo infantil ya ha sido mostrado muchas veces en el cine. Aún así, me emocionó. También es cierto, que nuestras propias vivencias nos hacer ser más sensibles a unas cosas que a otras porque la vida nos ha hecho así.

Quiero destacar los maravillosos paisajes africanos, la fotografía en general y su banda sonora.


La traducción literal de su título original en danés, Hævnen significa venganza.

17 comentarios:

Bargalloneta dijo...

La iré a ver , ya tenia ganas pero ahora más.
Me encantó Después de la boda
Petons

Manderly dijo...

Bargalloneta,
Ya me contarás...
Me apunto para ver Después de la boda

Besinos!

Rodrigo Moral dijo...

Ayer hablaba de ella. Logré ver "Incendies", la última nominada al Oscar que me faltaba, y me quedé pensando en el resto.
Quizá ésta no haya sido la mejor de las cinco (de hecho, apenas está por encima de Hors-la-loi), pero es una película fuerte y en sí la trama, que habla de la violencia en mil idiomas y formas, es espectacular.

De cualquier forma, es todo lo que puede esperarse de Bier. After the wedding (y me uno a un comentario previo), es para verla urgente.

A propósito, no sabía lo del título original en danés. Un buen dato.

¡Saludos!

troyana dijo...

Manderly,
no la he visto pero tiene buena pinta.Tomo buena nota,
saludos!

Manderly dijo...

Rodrigo Moral,
todavía no he visto el resto de las nominadas pero era ésta la que me más me apetecía ver. Espero ir viéndolas poco a poco.
En breve veré After the wedding ya que se habla muy bien de ella.

Troyana,
sí, seguro que te gusta...

Saludos!

Susan Lenox dijo...

Me encanta Susanne Bier, la veo y te comento...
y por supuesto te invito a mi nuevo
blog, si te apetece claro.

Un peto.

Manderly dijo...

Susan Lenox,
graicas por tu visita y por tu invitación.
Espero que la me comentes cuándo la veas.
Por cierto, tengo que ver esa película de la Divina ¡ya!
Saludos!

David dijo...

Parece interesante... saliéndome un poco del tema te diré que hay ciertos planteamientos que anticipan el drama implicito en la trama.
No se si van por ahí los tiros pero papa "gran doctor blanco" portador de grandes ideales, es un papa ausente y esto disfuncionaliza a la familia.
¿Voy bien?... Esto puede sonar egoista, aunque yo soy médico nunca descuidaría a mi familia para irme una larga temporada a salvar vidas lejos de ellos.
Un saludo.

Manderly dijo...

David,
pues te equivocas. Yo también me equivoqué porque pensaba lo mismo... quizás por eso me gustó!
No creo que seas egoísta por pensar así. Me parece una acertada forma de pensar.
Espero que cuando veas la película me comentes qué te pareció!!
Saludos!

PULGACROFT dijo...

Toy en ello.
;)

Saraiba dijo...

No he visto esta peli pero tiene unas muy buenas críticas. Me voy a animar a ir a verla.

Feliz semana!!

PULGACROFT dijo...

Ya la vi y me gustó mucho, un 8.
Pongo el enlace a tu entrada en la mía.

Manderly dijo...

Pulgacroft,
ya le había echado el ojo en el Festival de Gijón, pero no pude verla, así que le tenía ganas y no me decepcionó.

Cyllan dijo...

También me encantó! Puede que lo mejor que haya visto en todo el año. Y muy acertado destacar la fotografía y la banda sonora, ambas se salen de lo corriente. Esta fotografía brillante y bellísima me recuerda a El cisne negro, pero en contraposición a la "suciedad" de ésta.
Las interpretaciones al salir del cine son múltiples y numerosísimas. Yo por ejemplo ando más encaminada por donde va David, el personaje más bondadoso en apariencia tiene un defecto muy gordo, y es que tiene hijos para dejarlos abandonados por el trabajo. Creo que la peli habla de que nadie es perfecto pero algunos lo intentan más que otros.

Manderly dijo...

Cyllan,
es cierto lo que dices de que el médico abandona a sus hijos para cuidar de otros sin embargo, cuando está, está. Quiero decir que está con sus hijos pasando el tiempo e instruyéndolos. Incluso lo hace con el otro niño. Creo que el caso del otro padre es peor, porque está físicamente más cerca de su hijo sin embargo ambos están muy lejos. Realmente no se conocen.
¿Cuál de los dos comportamientos es peor?

LU dijo...

Mi primera aproximación al cine de esta directora fue con Después de la boda, que me pareció terrible, un culebrón. Por lo tanto, no tenía muy buenas vibraciones ante ésta. Tus elogios y los de Troyana, me llevaron a la sala de cine, y tengo que daros las gracias.

No creo que sea nada sencillo dar respuestas a los hijos que resulten coherentes y eficaces para ellos. El niño quiere soluciones, no razonamientos, acción, no pasividad. Y además, se asocia a cobardía y valentía determinadas conductas que no son la mejor propuesta. Seguramente lo peor resuelto en esta película es esa escena en la que se lleva a los tres niños al taller de coches, porque la verdad es que es un desastre.

El mundo infantil da mucho jugo como parte del argumento, pero aunque aquí no se aporte nada espectacularmente novedoso, se habla de temas que cada vez nos preocupan más en relación a la infancia. Y ese contrapunto que hace con África no deja de ser otra llamada de atención hacia nuestra supuesta sociedad de bienestar.

Espléndida fotografía. El final con esas nubes y esa música, te dejan una sensación altamente “curativa”, reconciliante.

Biquiños

Manderly dijo...

LU,
me alegro que mi –nuestra- recomendación fuera acertada.
Como todo el mundo hablan tan bien de Después de la boda me apetece verla, pero ya veo que a ti no te ha gustado… Bueno, tendré que verla…
Los niños ven el mundo desde su punto de vista y es normal que no entiendan el comportamiento de los adultos, aunque éste sea más acertado. La escena en el taller de coches no me pareció tan desastre: el dueño del taller todavía quería ‘guerra’, estaba enfadado, pero para mí el comportamiento del padre fue el mejor, aunque su hijo no lo pensara en ese momento ¿Solucionarían algo liándose a puñetazos?
Besinos.